Hispasat encabeza una alianza con BBVA, Santander, Telefónica y otras entidades para el proyecto Caramuel
14/09 17:00   Fuente:Europa Press

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

Una alianza de 19 empresas y centros de investigación españoles, entre los que se encuentran BBVA, Santander o Telefónica y que está encabezada por Hispasat, ha participado en el estudio sobre la viabilidad de Caramuel, la primera misión satelital en órbita geoestacionaria para la distribución de claves cuánticas, una de las principales tecnologías que definirán las comunicaciones seguras del futuro.

Esta misión busca avanzar en la definición de esta tecnología que será clave para determinar el futuro de las comunicaciones encriptadas tras la aparición de los ordenadores cuánticos, que multiplicarán la capacidad de computación actual.

Así, el proyecto servirá como un piloto de nuevas formas para enviar comunicaciones encriptadas en entornos gubernamentales, grandes corporaciones e infraestructuras críticas, según un comunicado de la empresa de satélites.

Junto a Hispasat, participan en el proyecto: Alter, Banco Santander, BBVA, Cellnex, Das Photonics, GMV, Indra, Grupo Oesía, Quside, Sener, Telefónica y Thales Alenia Space España, en el plano empresarial.

Además, también están presentes centros de investigación e universidades como el Centro Criptológico Nacional (CCN), el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), el Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), el Instituto de Ciencias Fotónicas (ICFO), el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y la Universidad de Vigo.

De esta forma, España participará en la iniciativa europea para desplegar los primeros nodos de comunicaciones cuánticas en diversos países de la Unión Europea que estarán conectados entre sí vía satélite.

Se espera que el proyecto de estudio, que comenzó en mayo, culmine este octubre con una definición preliminar del sistema de distribución de claves cuánticas y, en concreto, en su arquitectura extremo a extremo, que tiene como objetivo prioritario su integración con la red cuántica terrestre y el análisis de casos de uso reales con el sector bancario y con operadores terrestres.